Fin de año y temas del momento, según Jorge Secada


Ha renunciado Raúl Castro al PPC. No abandona un barco que se hunde; más bien parece un cadáver que sale a flote desde un barco hundido. Lo mejor que podemos decir de la contribución del PPC a la vida pública este año es que probablemente no ayudó en nada a que el APRA obtenga cinco congresistas, se mantenga en el registro electoral y Alan García no esté más muerto políticamente de lo que está. 

Bob Dylan mandó un discurso sencillo y directo, pero con bastante material para la reflexión, al aceptar con modestia y sin mostrarse el Premio Nobel de Literatura. Algún vanidoso que apenas sabe algo de la lengua en que escribe Dylan dijo que era «buen cantante pero no… buen escritor». Debería estudiar la letra de la versión de «A Hard Rain’s Gonna Fall» que apropiadamente interpretó durante la ceremonia y a pedido de la Academia Noruega, Patty Smith, una gran rockera cuya notable poesía es reconocida críticamente.

Mandan al narcotraficante Caracol a la Base Naval y recuerdo que justo antes de la segunda vuelta hubo un escándalo con las condiciones carcelarias del Doctor Montesinos. ¿Qué ha hecho al respecto el Ministro de Justicia? ¿Sigue gozando el Doc de sus gollerías, sigue teniendo acceso a celulares, continúa viviendo en una suite con televisores y equipos de música? Al menos por vergüenza dado que ese escandalo contribuyó sustancialmente al pelo por el que ganó, el presidente debería asegurar que Montesinos cumpla su condena de manera estrictamente legal (y la prensa, que lo haga).

Nuevo ministro de cultura. Esperamos con esperanza fundada que sea mejor que el anterior, de quien esperamos con optimismo infundado que no repita en Defensa su plato en Cultura.

El desastre de las universidades peruanas promete durar un buen tiempo más. Hablan de cambiar a Saavedra por Mora, otro sujeto con buenas intenciones pero menos informado aun que el primero sobre qué es una universidad y cómo se gestiona su excelencia. (Felizmente, es improbable que el general suceda al burócrata.) Esta reforma universitaria es la tercera de gran escala que he conocido durante mi vida, precedida por la de Velasco que nos legó la San Martín y el recién recientemente superado problema de la Católica, y por la de Fujimori y Boloña que benefició directamente a este último y cuyo legado es el deplorable nivel promedio de nuestras universidades, entre las peores del mundo. Todas han sido perniciosas. Incluso la que parece estar naciendo abortada.

Como para contribuir al absurdo público, el gobierno considera con detenimiento exigirle al Congreso que le dé su confianza porque el Congreso le retira su confianza a un ministro, cuando el presidente mismo le retiró su confianza a otro ministro hace poco. Saavedra no será responsable de la corrupción en el Ministerio de Educación, pero su reacción frente al dolo no fue óptima. Y no es competencia del gobierno dictarle al Congreso cómo debe pensar y qué debe opinar. Y buscar enfrentamientos es alimentar enfrentamientos. Así como el presidente puede cerrar al congreso constitucionalmente, el Congreso puede vacar constitucionalmente al presidente por inepto. ¿Se trata de llegar a eso?

No sugiero desconocer que este enfrentamiento saca a luz lo poco saludable de nuestra política, que somos víctimas de bandas por un lado y por el otro, algunas venales, otras ineptas. Soy de los que cree que es posible que nuestro destino esté en manos de personas que no hagan política sino que sirvan al Perú. Pero ¿y mientras? Este gobierno pusilánime y este Congreso torcido tienen que entenderse mínimamente. De lo contrario perderemos todos, pero todos ellos primero.

Un problema con el pasado es que no se puede cambiar. Ese, al menos, es un problema para nosotros, que no aprendemos a tomar en nuestras manos las riendas de nuestra historia. Pero el fin de año es también comienzo de año. Confío con fundado optimismo que nos espera un futuro mejor, que este reino de posibilidades frustradas será finalmente el país grande que nos merecemos.

¿y tú qué opinas?
Agregar datos de candidato

Like it? Share with your friends!